¡Un paseo a la Nieve! 6 consejos para una aventura invernal con perro

Equipo Hundshop

| junio 14 2019 |

¡Un paseo a la Nieve! 6 consejos para una aventura invernal con perro

 

¡Llegó el invierno y el frío! Y algunas veces esto puede ser sinónimo de aburrimiento. Pero esto no tiene por que ser así, hay muchas actividades entretenidas en esta época del año para salir a divertirse. Una de ellas, es ir a jugar a la montaña y por qué no, tratar de buscar al abominable hombre de las nieves o perseguir uno que otro pingüino. Bueno, en realidad por donde yo vivo con suerte encontraré una que otra paloma que no migró en búsqueda de tierras más calurosas. Pero no importa, aprovecha esta época del año y pégate una escapada con tu Dog Lover al sur de nuestro país o a alguno de los centros de Ski cercanos a Santiago. Te aseguro que solo basta unos cuantos centímetros de nieve para tener horas de diversión asegurada.

Eso sí, hay que tomar una serie de precauciones a la hora de exponerse a un ambiente cubierto de hielo y bajas temperaturas. Sigue estos consejos para tener un paseo a la nieve seguro e increíble con tu mejor amigo.

 

  1. PROTEGE TUS PATAS:

 

Sumergir tus patas en la nieve por un tiempo prolongado puede provocar congelación o causar heridas en tus almohadillas. Por eso, siempre es recomendable usar algún tipo de zapatos o protector para patas. Puede sonar y verse un poco ridículo, pero es muy efectivo y seguro.

 

Al principio caminaras de una manera muy extraña y de seguro aprovecharán para sacarte videos muy divertidos, pero no te preocupes, te acostumbraras y al rato ni te darás cuenta que los tienes puestos.

 

Si optas por no usar ningún tipo de protección, asegúrate de revisar constantemente tus almohadillas en busca de pedazos de hielo u otros objetos.

 

2. ABRÍGATE:

 

A menos que seas un verdadero perro de invierno como un Husky, un Boyero o un Akita, o estés cubierto por una esponjosa melena de pelos, existe la posibilidad que sientas un poco de frío. Más aún si no estás acostumbrado a las bajas temperaturas.

 

Te recomiendo llevar una chaqueta o poleron que te permita abrigarte cuando el el día se ponga helado. ¡Además puedes ponerle onda y estilo, si eliges alguno de los modelos de la nueva colección de invierno de HundShop! Revísala aquí.

 

3. ELIGE UN BUEN LUGAR PARA JUGAR:

 

Busca un lugar seguro donde explorar. Idealmente que tenga cerca un espacio cubierto donde refugiarte, o al menos una superficie sólida donde puedas descansar sin estar expuesto a la nieve todo el tiempo. También, asegúrate de revisar las condiciones de la nieve y que esta sea apta para jugar, ojalá que no esté ni muy dura, ni muy blanda.

 

Muchas veces la superficie estará cubierta por una capa de nieve fina y muy profunda, lo que hará que te hundas. Al principio será divertido tratar de salir y empezar a saltar como una cabra, esto esta bien por un rato, pero te empezarás a agitar y cansar muy rápidamente. Haz pausas y descansa.

 

  1. HIDRÁTATE, COME ALGO Y ESTÁ PREPARADO PARA CUALQUIER EMERGENCIA:

 

Como en toda actividad outdoor, asegúrate de llevar suficiente agua y comida y está atento a los signos de agotamiento y deshidratación. Siempre es mejor prevenir.

 

Asegúrate de llevar un kit de primeros auxilios y estar atento a los principales signos de hipotermia, los cuales incluyen: temblores, pupilas dilatadas y respiración lenta. Si notas algo raro, busca refugio y calientate inmediatamente con mantas o una buena chaqueta. La hipotermia puede llevar a problemas graves o incluso ser fatal.

 

  1. SÁCATE TODA LA NIEVE:

 

Al volver de tu expedición polar, sécate muy bien el pelaje con una toalla. Esto te ayudará a eliminar todos los rastros de hielo que puedan quedar en tu pelaje y también subirte un poco la temperatura corporal.

 

También te recomiendo darle una mirada a tus patas al regresar. Usa agua tibia y asegúrate de pedirle a tu humano que te revise bien dentro de las almohadillas. Es recomendable usar alguna crema hidratante para las patas después del paseo.

 

6. REVISA LAS CONDICIONES CLIMÁTICAS:

 

Está atento todo el tiempo al clima y los cambios abruptos de temperatura. Si notas que la cosa se esta poniendo muy helada, es mejor no salir. Quédate adentro echado junto a una rica estufa calentita.

 

Los cambios climáticos imprevistos en estas condiciones pueden ser muy riesgosos tanto para los humanos como para los perros. Presta atención a todas las señales y alertas a lo largo de tu paseo.

 

¡Diviértete! El invierno es una época maravillosa  y es un buen momento para una aventura nevada.

---

Por: Mango

Instagram: @mango_sdf

Ver más

0 comentarios

Deja tu comentario